¿PUEDE LA EPIGENÉTICA AYUDARNOS A CONSEGUIR EL CUERPO QUE QUEREMOS?

A todas nos gustaría vernos y sentirnos jóvenes por mucho más tiempo, ¿Verdad?

Todas las mujeres queremos retrasar al máximo el envejecimiento de nuestro cuerpo, evitar la flacidez y no acumular tanta grasa. ¿Estás de acuerdo con nosotras?

Pero es cierto que con el paso del tiempo perdemos la habilidad de sentirnos jóvenes. Nuestra energía ya no es la misma y no nos vemos bien. Nos cuesta cuidarnos, ir al gimnasio, llevar a cabo una dieta y parece que a una determinada edad, nos abandonamos.

Esto ocurre porque la energía y pureza celular  de nuestro cuerpo disminuyen. El estado de nuestras células indica nuestra energía y también nuestro envejecimiento. Conforme vayamos perdiendo energía y pureza celular, peor nos vamos sintiendo y más rápido será nuestro envejecimiento.

Conforme vayamos perdiendo energía y pureza celular, peor nos vamos sintiendo y más rápido será nuestro envejecimiento.

Por ello, somos muchas las que queremos buscar la solución a nuestra preocupación de envejecer de manera tan rápida. Queremos retrasar al máximo el proceso de envejecimiento de nuestro cuerpo. Esta claro que tenemos que envejecer pero cuanto más tarde sea mejor, ¿verdad?.

Hoy queremos traerte la solución. Para evitar envejecer de manera tan rápida, hay una solución y  la llevas tú dentro, está en tus GENES.

Nuestros genes influyen en la forma en la que envejecemos. Por tanto la Clave para estar más joven nos la trae la epigenética.

Hoy queremos traerte la solución. Para evitar envejecer de manera tan rápida, hay una solución y  la llevas tú dentro, está en tus GENES.

Nuestros genes influyen en la forma en la que envejecemos. Por tanto la Clave para estar más joven nos la trae la epigenética.

¿QUE ES LA EPIGENÉTICA?

Conocida en la actualidad como la ciencia Anti-aging.

Todas nacemos con una predisposición genética y no podemos hacer nada porque hemos nacido con ella.

Pero si podemos poner de nuestra parte para que los factores ambientales (tanto los factores medioambientales externos, como los internos de nuestras células) no nos afecten negativamente, provocando enfermedades graves o el envejecimiento prematuro.

Además de nuestros genes, lo que comemos,  el aire que respiramos, nuestros pensamientos, también afectan a nuestro envejecimiento y a cómo nuestro cuerpo se comporta.

La epigenética se aplica a muchas áreas, es una ciencia compleja. Pero nosotras vamos al campo que nos interesa en este momento que es el uso de la epigenética como solución para tener un cuerpo más bonito y sentirnos mejor. En este campo la epigenetica identifica, ataca y reajusta los grupos de genes reguladores de la juventud. Es decir, puede ayudarte a que estés más joven y por más tiempo.

Por esto en los últimos años, hemos oímos hablar mucho de esta ciencia en el sector médico, pero es más novedoso en el tema estético. Pero cómo no sabemos bien qué puede hacer por nosotras y en qué casos se pueble aplicar, aquí os lo explicamos.

¿QUE PUEDE HACER POR TI LA EPIGENÉTICA?

La epigenética actúa en el origen del problema. Es decir, por ejemplo si queremos mejorar la apariencia de nuestras piernas, que se vean más contorneadas, una piel más lisa, etc, debemos buscar productos y soluciones  que vayan al origen del problema y no que actúen de parche. Hay en el mercado muchas marcas que no sirven para nuestros problemas, sino que lo único que nos producen es un efecto placebo, pero no nos ofrecen ninguna solución.

Sin embargo, la epigenética busca el origen y el foco donde se producen esa flacidez, o esa piel de naranja. Por lo tanto te aportará todo lo necesario para que poco a poco y dentro de tus posibilidades, mejore la apariencia de tus piernas atacando el problema de raíz.

Otro ejemplo sería que te imaginaras una gran orquesta que está formada por un grupo de músicos, cada uno toca su propio instrumento y todos lo hacen bien. El maestro de orquesta los va guiando para que todos toquen a la vez y el resultado es una melodía preciosa. Pero si los músicos están descompasados entre ellos, aunque cada uno toque su canción bien, se escuchará ruido.

Con la epigenética vas a hacer que de nuevo todo vaya acompasado y que esos “músicos» vuelvan a tocar una melodía preciosa gracias a que funcionan juntos perfectamente.

La epigenética ayuda a que volvamos a poner en marcha todo nuestro cuerpo a la vez y que funcione perfectamente.

Por ejemplo, nos ayuda a recuperar el colágeno, la elastina, quemar más calorías, que funcione mejor nuestro balance hormonal, que nuestro descanso sea reparador, y un larguísimo etc, que nos proporciona la sensación de bienestar, mejora nuestra belleza y hace que el cuerpo puede funcionar en armonía.

La epigenética ayuda a que volvamos a poner en marcha todo nuestro cuerpo a la vez y que funcione perfectamente. Por ejemplo, nos ayuda a recuperar el colágeno, la elastina, quemar más calorías, que funcione mejor nuestro balance hormonal, que nuestro descanso sea reparador, y un larguísimo etc, que nos proporciona la sensación de bienestar, mejora nuestra belleza y hace que el cuerpo puede funcionar en armonía.

Hay varias marcas que empiezan a hablar de la epigenética. Pero  hay que llevar cuidado. Cuando funciona la epigenética es cuando se ha trabajado con productos patentados bajo estrictas normas de calidad,
¡no te dejes engañar!.

Con esto no queremos decir que la epigenética va a evitar el envejecimiento para siempre, pero lo que si podemos hacer gracias a ella es sentirnos renovados,  dormir mejor, mejorar los niveles de energía, ayudar a promover la función celular, solucionar problemas estéticos desde la raíz y acercarnos más a nuestro cuerpo deseado.

La epigenética ha supuesto una revolución en el sector de la belleza y cada día vas a oír más hablar de ella. ¡Así que tú ya juegas con ventaja! 🙂

Comparte para que tus amigas también puedan ponerse al día:)

Gracias por leernos. Molas mucho 🙂

El trio de Pamper Revolution

Adri, Maia y Fati.

PLAN PERSONALIZADO DE ALIMENTACIÓN

Aprende a comer de manera saludable
sin dietas estrictas y sin contar calorías

GRATIS